ENLACES DE INTERES

Header Ads

AMLO promete serenar al país y traer justicia (“me canso ganso”). Lamenta el ataque en Minatitlán


El Presidente encabezó hoy la ceremonia del 105 Aniversario de la Defensa del Puerto de Veracruz en el municipio de Alvarado, Veracruz. Ahí lamentó el asesinato de 14 personas en Minatitlán, hecho por el que había guardado silencio.
El Secretario de Marina llamó a apostar por la unión de las y los mexicanos. “Es hora de una verdadera unión, es hora de recuperar nuestro tejido social para lograr un bien común”, dijo.
Ciudad de México, 21 de abril (SinEmbargo).– El Presidente Andrés Manuel López Obrador prometió hoy, en el 105 Aniversario de la Defensa Patriótica del Puerto de Veracruz, “serenar el país”. “Me canso ganso”, repitió frente a los militares. Dijo que le duele mucho enterarse de matanzas como la de Minatitlán.

“Los ciudadanos van a estar protegidos”, ofreció. Recordó que “no se puede enfrentar al violencia de la violencia” y que “la paz es fundamentalmente producto de la justicia”. También resaltó los programas para dar becas y empleo que promueve su Gobierno.

Pero el Presidente ha sido criticado duramente las últimas horas por no haberse pronunciado después de la matanza de Minatitlán, Veracruz. La única vez que dijo algo, fue un mensaje en Twitter en el que criticó a sus opositores.

Hoy, AMLO se congratuló de tener a las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad. “Nos importa la defensa de la soberanía nacional; nos importa la seguridad nacional; nos importa la seguridad interior. Pero lo que más nos urge, es garantizar la seguridad pública en el país”, dijo.

“Por eso es que se propuso una reforma a la Constitución para que tanto el Ejército como la Armada nos ayuden en este propósito y ha sido un hecho inédito que se aprobara esa reforma Constitucional no sólo en la Cámara de Diputados y en la de Senadores, sino en los congresos de los 32 estados, de manera unánime, para que con el apoyo de estas extraordinarias instituciones conformemos la Guardia Nacional para garantizar la paz de nuestro país”, añadió.

López Obrador agradeció a los secretarios de Marina y de Defensa Nacional. Dijo que son incorruptibles, y recordó que la corrupción es el principal problema de México. “Es la causa principal de todos los males que nos aquejan”, repitió.

“Vamos a serenar el país. Duele mucho enterarse y tener noticias como estos asesinatos viles de Minatitlán. Todo este fruto podrido que se heredó de la aplicación de una política económica anti popular y entreguista, donde lo único que les interesaba era robar, saquear; el Gobierno no estaba hecho para servir al pueblo, estaba convertido en un facilitador para la corrupción”, señaló.

“Todavía tenemos que enfrentar esa inercia, esa mala herencia, ese fruto podrido, ese cochinero que nos dejaron. Pero vamos a limpiar al país, se va a acabar la corrupción, se va a acabar la impunidad y va a haber justicia. Me canso ganso”, dijo frente a los militares. “Y estoy optimista”, agregó.

Este fin de semana 13 personas -cinco mujeres, un niño y siete hombres- murieron en un ataque cometido por un grupo armado en una fiesta privada realizada en Minatitlán, mientras que una más falleció mientras recibía atención médica.

La matanza ha estremecido al país, pero el Presidente había guardado silencio.

Hoy, López Obrador aseguró que su administración dará un giro a las tareas de defensa y seguridad pública “con formación y capacitación en el uso adecuado de la fuerza y sin violar los derechos humanos”.

Para combatir la inseguridad en el país destacó que se enfocará en la promoción de programas sociales para jóvenes.

“Los jóvenes ya no va a ser presa fácil de las bandas de delincuentes, ahora todos los jóvenes de México van a tener garantizado el estudio y el trabajo”, afirmó.

Por su parte, el Secretario de Marina, José Rafael Ojeda Durán, llamó a la unión de las y los mexicanos.

“Es hora de una verdadera unión, es hora de recuperar nuestro tejido social para lograr un bien común. El tiempo no regresa y cobra dividendos, no perdamos más el tiempo. Presidente, cuenta con las Fuerzas Armadas para alcanzar el bien de México. Apostemos por la unión de todos los mexicanos”, señaló luego de agradecer la entrega de reconocimientos a diversos integrantes de la Armada.

Durante la ceremonia que tuvo como objetivo objetivo recordar a los integrantes de las Fuerzas Armadas mexicanas que perdieron la vida en los enfrentamientos del 21 de abril de 1914 y el 13 de septiembre de 1847 para defender al país, el Presidente recordó que su padre es de Veracruz, por lo que él se llama veracruzano.

“De acuerdo con la constitución de Veracruz, los hijos de padres veracruzanos son veracruzanos”, expuso y resaltó “el heroísmo” que caracteriza a la entidad.

“En 1821 los españoles querían seguir manteniéndonos  como colonias, no conformes. Eso significó resistir en Veracruz por más de tres años. Hasta expulsar a los colonistas”, recordó.

Rememoró también el conflicto durante la llamada Guerra de los Pasteles y la invasión de tropas estadounidenses en 1914. “Fue un gran zarpazo el robo de nuestro territorio, pero en Veracruz hubo defensa”, explicó.

El Presidente tomó protesta a cadetes de la Escuela Naval Militar y los nombró oficiales de la Marina.

Los 202 cadetes del primer año recibieron de López Obrador un símbolo que los identifica como cadetes en formación. La cadete María del Cielo Eboli Hernández dirigió unas palabras y dijo al Presidente que le refrendan sus compromiso de velar por la seguridad de los ciudadanos. “Seguimos el nombre de nuestros héroes”, dijo y recordó a los cadetes que han muerto en funciones.

El Jefe del Ejecutivo también entregó a 17 integrantes jubilados de la Marina condecoraciones que avalan su aumento de grado y otorgó reconocimientos a almirantes con 50 años de trabajo

Publicar un comentario

0 Comentarios